Chascona observando La Serena...

Miradas, opiniones, sueños, cotidianos, de trigos no muy limpios..
  • Inicio
    Inicio Aquí es donde puedes encontrar todas las publicaciones del blog.
  • Categorías
    Categorías Muestra una lista de categorías de este blog.
  • Etiquetas
    Etiquetas Muestra una lista de etiquetas que se han utilizado en el blog.
  • Bloggers
    Bloggers Busca a tu blogger preferido.
  • Acceder
    Login Tu cuenta
en Sin categorizar

Con el blues en el cuerpo.

Tamaño de fuente: Mayor Menor
Calificar el artículo:
0

Así es. Después de un día tedioso en que las horas se arrastraban de manera eterna, salí del trabajo y recordé a Tom Waits. Yeah man. Sí señor! Caminé las pocas cuadras que me traen a casa. LLegué, entré y fuera tacos en un primer gesto. Saqué de mi ropero un vestido livianito que más bien me otorga aspecto de niña. Agua mineral bien fría, pucho en mano. Y la noche, como me invita esta noche al blues.

Me doy cuenta que es un amigo entrañable aquel y que por alguna razón suelo olvidar. Él, siempre fiel acude ante mi primera llamada, sin tirarme en la cara lo ingrata que he sido y tampoco me dice que me hago la linda. Sin preguntas, llega, me envuelve y me sumerjo.

Primero, se empieza a mover la patita izquierda sola. Luego esto se extiende a las piernas , llegando suavemente a los hombros y no para hasta que tengo ambos brazos arriba. Me mueve entera, se posesiona de mí. Cierro los ojos y ya. Me abandono y me entrego en cuerpo y alma a esa candencia de guitarras potentes y voces roncas. Eso se llama ritmo señoras y señores. Ese que no lleva estridencias, ni a pensamientos elaborados. El mismo que te conecta el cuerpo, con la sensación.Un sonido que te conecta a la libertad de extraviarse un poco, perderte , mover los rulos y disfrutar.

Que decir sobre aquel sonido que apunta justo a la vida cuando las trompetas hacen su entrada triunfal. Entre salvaje y sensual. La chicharra mental se apaga y sólo queda la música. El cotidiano se va al carajo, los estorbos mentales de los que somos presos, emprenden la retirada y te dan vacaciones. Es loco, suena la el blues y se apaga todo el resto. Mientras él se expresa, a lo burdo no le queda más que guardar respeto y silencio.

Esto se llama disfrute. ¿Seré gil? Creo que voy a prestarle atención más seguido a esta especie de amante que es el señor blues. Voy a invitarlo más seguido. No estoy en un escenario, con un vestido glamoroso y fumando con boquilla en un bar medio oscuro con tipos de mirada enigmática y chicas con ojos entrecerrados. Estoy en mi set, descalza, con mi vestido que de glamour no tiene nada y sintiéndome tocada en la fibra más íntima de mi ser, con la misma maestría con la que los músicos tocan los instrumentos que dibujan un blues y que me invitan a ser parte del gráfico tan mágico que estoy sintiendo. Yeahhhhhhhhhh.

Última modificación en
Etiquetado en: Blues Cuerpo Musicos


..."Mi historia, en Peni 348 se mantiene intacta. Como La Serena de siempre. Sin aspavientos, sin vozarrones, con la calma característica de los que nacimos aquí y con el olor a mar que a eso de las siete de la tarde nos arrebata un poco."...

Comentarios